Midistinguidaalteración>

Aplicaciones de la Web 2.0 que me negué a utilizar (Parte 2)

lunes, 3 de septiembre de 2007


Cuando recién leí de la existencia de Twitter, la primera reflexión fue “hasta donde vamos a llegar con esto” o la otra fue “esto ya es la hiperventilación extrema de la vida privada”.

Sin embargo hace unos pocos días, y analizando la Web 2.0 con unos alumnos, decidí sumergirme en el mundo “Twitter” y abrí mi cuenta. El primer mensaje fue avisarles a los alumnos que llegaría 10 minutos más tarde a la clase del viernes pasado (31 de agosto) porque me tocaba “Gimnasia bancaria”.

Me di cuenta que en general los muchachos no conocían Twitter, y que acá en Antofagasta esta tendencia no está muy desarrollada, como lo está en Santiago, donde varios colegas periodistas y bloggers mantienen desde hace tiempo sus Twitter.

Desde el viernes pasado, he ido descubriendo el fascinante mundo que tiene el “twitteo” y de a poco he ido enchulando mi página principal y agregando direcciones para hacer el seguimiento correspondiente (“Following”).

Descubrí con sorpresa que los medios de comunicación no son ajenos a esta tendencia.
Emol, Cooperativa y La Tercera suben los encabezados de sus artículos a Twitter.

Finalmente, debo decir que el sábado en el primer encuentro PocoLolo, fui criticado duramente por mis contertulios por “twittear”, donde me tildaron de “ocioso” hasta “pintamono”, mismos conceptos que utilicé cuando supe de la existencia de este servicio de “microblogs”.

Como dato, quiero decir que ya está en formación en Santiago de Chile Tuiteapoh.com, la primera comunidad Twitter nacional.

Sin duda que los 140 caracteres, llegaron para quedarse. (www.twitter.com/pafien)

1 comentario:

matamoros dijo...

weno weno, y que tanto, si los videos la llevan. Además los textos esta mas abajo.
qui ti pa oee!!!
saludos!!

Pd: preparo ciclo de tocatas en viña, valpo y santiago pal 18.
Tranquiloooooo!!!